Pacientes diabéticos contagiado con Covid-19 podrían padecer de “hongo negro”

En el último tiempo, un número importante de pacientes que padecen o se recuperaron de Covid-19 están contrayendo la “mucormicosis”, infección micótica (hongos) de los senos paranasales, el cerebro o los pulmones, los que pueden ser mortal.

Esta infección ha afectado a muchas personas en la India, donde es llamado por los expertos “hongo negro”. Los expertos sostienen que la mucormicosis suele ser más grave en pacientes cuyo sistema inmunológico se encuentra debilitado por una o varias infecciones. Ante el incremento significativo de casos, el Consejo Indio de Investigación Médica (ICMR) publicó y distribuyó una circular con información sobre cómo tratar la infección.

La mucormicosis es una infección muy rara causada por la exposición a hongos de la familia de los mucorales, que se hallan comúnmente en el suelo, las plantas, el estiércol y las frutas y verduras en estado de descomposición. “Es omnipresente y se encuentra en el suelo y el aire e incluso en la nariz y la mucosidad de las personas sanas”, declaró el cirujano Akshay Nair, a BBC Mundo.

Este hongo, según en palabras de Nair, “afecta los senos paranasales, el cerebro y los pulmones y puede ser potencialmente mortal en personas diabéticas o gravemente inmunodeprimidas, como pacientes con cáncer o personas con VIH”.

Se cree que la mucormicosis, que tiene una tasa de mortalidad general del 50%, puede estar desencadenada por el uso de esteroides, un tratamiento que salva la vida de los pacientes de Covid-19 que se encuentran en estado crítico, reduciendo la inflamación en los pulmones y deteniendo algunos daños producidos en el sistema inmunológico.

No obstante, también reducen la inmunidad y aumentan los niveles de azúcar en la sangre tanto de pacientes diabéticos como no diabéticos que contraen Covid-19. Esto podría estar provocando los casos de mucormicosis. “La diabetes reduce las defensas inmunológicas del cuerpo, el coronavirus las exacerba y luego los esteroides, que ayudan a combatir el Covid-19, actúan como combustible para el fuego”, explicó Nair.

Entre diciembre y febrero pasado, se constataron 58 casos de la infección en cinco ciudades de la India. En general, los pacientes contrajeron la infección entre 12 y 15 días después de haberse recuperado de Covid-19. Once de ellos perdieron un ojo y seis murieron. La mayoría de estos pacientes son diabéticos de mediana edad.

“Aquí, ya estamos viendo dos o tres casos por semana. Es una pesadilla dentro de una pandemia”, comentó la doctora Renuka Bradoo, jefa de la división de oído, nariz y garganta del Hospital Sion de Bombay.

Con respecto a los casos en el mundo, David Denning, profesor de la Universidad de Manchester y experto en la Organización benéfica del Fondo de Acción Mundial para las Infecciones Fúngicas (GAFFI), dijo a Infobae que “se han reportado casos en varios otros países, incluidos Reino Unido, Estados Unidos, Francia, Austria, Brasil y México, pero el volumen es mucho mayor en India. Y una de las razones la diabetes mal controlada”.

Durante el desarrollo de la pandemia en 2021, se han reportado 19 casos en Asia de esta infección, cuyos pacientes no pudieron ser operados para mitigar el daño de dicho hongo. Los pacientes que padecen la infección por estos hongos suelen tener síntomas de congestión y sangrado nasal, hinchazón y dolor en el ojo, párpados caídos, visión borrosa y, posteriormente, pérdida de esta, explicó Nair.

Una forma de detener la posibilidad de contraer la infección por hongos es asegurarse de que a los pacientes con Covid-19, tanto los que están bajo tratamiento como los que se han recuperado, se les administre la dosis correcta de esteroides durante el tiempo idóneo, explicó Rahul Baxi, especialista en diabetes.

De momento, la comunidad médica y científica continúa investigando sobre este hongo, para poder disminuir sus repercusiones y no interferir en los propios tratamientos del coronavirus.

Compartir este artículo
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp

Artículos relacionados

Investigadores están desarrollando un implante dental inteligente que resiste el crecimiento bacteriano y genera su propia electricidad al masticar y cepillar para encender una luz que rejuvenece los tejidos. La innovación podría extender la vida útil de un implante.
Al igual que el SARS-CoV-2 constituye una pandemia que ha cobrado más de 4 millones de vidas y más de 200 millones de personas diagnosticas que aún conviven con diversas secuelas, la Asociación Chilena de Hepatología (ACHHEP), filial de la Sociedad Chilena de Gastroenterología (SChGE), advierte su preocupación acerca de la pandemia del consumo excesivo de alcohol.